spot_img
33 C
Rosario
sábado, diciembre 3, 2022
Grupo OAPCE

El puerto de Rosario: Algunos comentarios sobre su historia (Primera Parte)

Los primeros pasos

El puerto de Rosario fue un actor clave del modelo agroexportador. Apoyado en la inmigración y la expansión del ferrocarril, se conformó una matríz basada en el sector agropecuario con fuerte impronta comercial y alto porcentaje de destinos al sector externo, mayoritariamente británico. La provincia de Santa Fe fue además asiento de colonias agropecuarias prósperas, y Rosario, el epicentro de un comercio internacional que despertó el interés del mundo y que atrajo a compañías de navegación inglesas, alemanas, españolas y belgas.

El comienzo formal

Fue un movimiento ciudadano el que impulso la Asociación Popular Pro Canalización de Ríos y Puerto de Rosario, el cual presionó para que se sancionara la Ley 3.885/99, que facultó al P.E.N ejercido por Julio Roca, a efectuar un llamado a licitación nacional e internacional para la construcción y explotación de un puerto comercial en Rosario. Esta norma legal, consagró el nacimiento del puerto moderno de Rosario. La licitación quedó en manos de la empresa Hersent Et Fils asociada a Schneider y Cia. Las obras previstas a cargo del concesionario, consistieron en realizar en 5 años la construcción de un muelle de 3500 metros, un canal de navegación, vías férreas, depósitos, un elevador y calzadas.

A cargo del Estado quedaba realizar obras de dragado a 21 pies de profundidad y el balizamiento. Los trabajos quedaron en manos de la empresa privada Dirks, Dates y Cia. En tres años y medio, la mayoría estaban terminados y ya se movían más de 2 millones y medio de toneladas, entre maíz, lino y trigo. Sin embargo, la concesión al cabo del tiempo recibió innumerables críticas, producto de una baja notoria en el movimiento comercial. Por entonces en Rosario, ya se alzaban fuertes voces pidiendo que una entidad autárquica se hiciera cargo del puerto. Por lo visto, ya la primera concesión fue problemática y el fin llegó en 1942, cuando el movimiento comercial estaba por debajo del registrado en 1904.

Las instalaciones portuarias fueron transferidas al Estado nacional, en un acto que contó con la presencia del presidente de la Nación Ramon Castillo, que fue acompañado en la ceremonia por el intendente de Rosario Agustín Repetto.

Luego de muchas quejas y un prolongado litigio, que duró varias décadas, la crisis terminó con una indemnización a la empresa, mientras el Estado Nacional recibió miles de metros de muelle, galpones y depósitos, con más de 400 mil metros cúbicos de capacidad, grúas eléctricas, más de 50 kilómetros de vías férreas, un elevador de granos y varios edificios y locomotoras. Ese fue el fin de la primera concesión en el puerto de Rosario.

Con el cambio de régimen político, por el Decreto Nro. 1860 de 1943, se instrumentó la estatización y centralización portuaria, por la cual todos los puertos en manos privadas pasaron a ser fiscalizados por la Dirección General de Navegación y Puertos del Ministerio de Obras Públicas de la Nación. Posteriormente en 1947, pasaron a la Dirección de Puertos y Aduanas.

Luego de la llegada de la denominada Revolución Libertadora, sigue una larga saga de inestabilidad. Militares y gobiernos civiles que resultan derrocados. Luego los ánimos revueltos de los 70s, traen el regreso democrático al país.

Durante el gobierno de Alfonsín, se reflotaron algunas cuestiones referidas a las privatizaciones y la necesidad de recuperar niveles de eficiencia en las empresas públicas. El ministro Terragno por entonces, así como propugnó la integración de Aerolíneas Argentinas con la línea aérea Sueca SAS (antes que la privatización rápida y desordenada la condenara a su desaparición), también se planteó la asociación de la línea estatal Elma con la alemana Hamburg Sud. Ambas iniciativas fueron truncadas por la mayoría opositora en el Congreso y en el caso de la línea marítima estatal, el desguace fue salvaje, al nivel que sus rutas y oficinas de varios lugares del mundo, casi se vendieron en condiciones de remate.

Luego vinieron las privatizaciones de Menem y el escenario que se abrió fue sustancialmente distinto. Pero eso es otra historia, de la que hablaremos más adelante.

Ángel Elías
Ángel Elías
Ex Presidente del Ente Administrador Puerto Rosario (ENAPRO) y Ex Presidente del Consejo Portuario Argentino.

Noticias Relacionadas

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

Las Más Leídas